Ensamble de vehículos con gases inertes o activos

Las técnicas relacionadas al ensamble de vehículos crecen aceleradamente conforme con las necesidades de consumo en la industria automotriz. Por esta razón, en el ensamble de un carro las actualizaciones en este rubro no se detienen. Los modelos de soldadura MIG/MAG dan fe de ello. El ensamble de autos o ensamble de automóviles con gases es un tema fascinante. Veamos.

El punto más significativo de estos procesos de ensamble de un carro es que ocupan una soldadura de arco eléctrico bajo un gas protector que se consume con un electrodo. Metal Inert Gas (MIG) o Metal Active Gas (MAG), por sus siglas en inglés, son un concepto reciente. Inicialmente se vinculan a soldaduras de aluminios y aleaciones ligeras.

Pero, gracias a sus buenos resultados, se ha adaptado para múltiples campos. Actualmente se aplica a la unión de muchos metales, sobre todo los férreos. En el ensamble de vehículos, más específicamente de las carrocerías, ya se considera un equipamiento estándar que puede extender la vida útil del automóvil hasta 10 años.

Dentro los gases más utilizados están el dióxido de carbono (CO2), que es uno de los más económicos. Pero también son populares el argón (Ar) y el helio (He), incluso pequeñas cantidades de oxígeno (O2). Las mezclas entre estos componentes son válidas para mejorar el rendimiento en función del material a soldar. Por ejemplo, para aleaciones ferrosas la mixtura de CO2, más 25% de Ar o He en la misma cantidad, y de 2% a 5% de O2 arroja resultados maravillosos.

 

Diferencias entre MIG y MAG para ensamble de vehículos

 

ensamble de autos


El ensamble de automóviles a través de las técnicas de soldadura MIG y MAG presenta pequeñas diferencias. Para empezar el primero ocupa un gas inerte, mientras el segundo uno activo. En MIG prevalece el argón antes que el helio debido a que se ioniza fácilmente. Mientras que en MAG gana la batalla el dióxido de carbono porque calienta más el arco.

Otra discrepancia es que con la técnica de gas inerte no produce reacciones químicas y el activo si lo hace. Pero la preferencia entre un método u otro no tiene nada que ver con su funcionalidad. Ambos tienen buenos resultados y se seleccionan en función del material que se desea soldar en el ensamble de automóviles.

En esta técnica del ensamble de autos, el gas se aplica para proteger el metal fundido de la oxidación y de la contaminación. Más específicamente, mientras avanza la soldadura, el gas va saliendo por la tobera de la antorcha y protege el baño de fusión de la contaminación atmosférica, oxígeno, e hidrógeno. Esto se mantiene hasta que ocurre la solidificación.

El suministro del gas ocurre en diferentes formas. Más comúnmente se realiza por medio de una bombona de gas comprimido o desde un depósito con un sistema centralizado de tuberías. Sin embargo, este último se evita porque se corre el riesgo de picar, oxidar y contaminar el gas interior del ensamble de autos.

 

Puede que también te interese leer: Gases inertes: descubre cómo influyen en tu vida

Comparte este post


Abrir chat
Haz click para que conversemos
¡Hola, bienvenido a Gasex!
¿En qué podemos ayudarle?