Reciclaje

Reciclaje

El reciclaje industrial tiene gran importancia en nuestro planeta. Es bien sabido que las empresas industriales generan una cantidad de residuos diarios que perjudican  al ambiente, es por esa razón que esta actividad busca luchar contra la producción excesiva de basura, en la búsqueda de reinventar la manera en la que funcionan. Pero ¿conoces qué es el reciclaje y todo lo que implica?, adentrémonos en este tema.

Qué es el reciclaje

Primero que nada entendamos este término. El reciclaje se denomina al proceso de recolección y/o transformación de materiales, que iban a ser desechados, para convertirlos en productos nuevos o darles una nueva utilidad.

La palabra reciclaje, pertenece al llamado tercer componente de las 3R: “Reducir, Reutilizar, Reciclar”. Hay casi infinidad de materiales que pueden ser reciclados: papel, cartón, vidrio, metales, plásticos e incluso telas.

que es -el-reciclaje

Te explicamos en qué consiste la práctica de las 3R

  • Reducir: esta acción, como su nombre lo indica, busca reducir la producción de objetos que son propensos a convertirse en basura.

  • Reutilizar: esto permite volver a darle uso a un determinado producto, es decir, ofrecer un asegunda vida que bien puede ser con el mismo uso, o uno diferente. Se busca la reparación de productos y alargar su utilidad.

  • Reciclar: como ya dijimos, son acciones de tratamiento de residuos que permiten volver a introducirlos en un ciclo de vida. En este proceso se separan los residuos en distintas maneras: envases, papel, orgánico, vidrio, pilas.

porque-es-importante

¿Por qué es importante reciclar?

La Fundación Global de Reciclaje, señaló las ventajas más destacadas que tiene este método sustentable:

Conserva los recursos naturales: hay varios tipos de reciclaje y por ende, varias formas de conservar los recursos naturales. Con el proceso de reciclaje se protegen diferentes hábitats y reduce la explotación de materias primas.

Economiza la energía: es necesario que los productos reciclados atraviesen varios pasos imprescindibles en su proceso de fabricación. Por su parte, refinar, transportar y procesar materias primas, utilizan aun mucha más energía para transformar los materiales reciclados que ya están disponibles.

Disminuye la emisión de gases de efecto invernadero: debido a que se evitan procesos como el refinado y la transformación industrial, lo que contribuye así a minimizar la emisión de dióxido de carbono (CO2), el gas que es el principal causante de la contaminación ambiental.

El símbolo del reciclaje

Hay un símbolo principal que fue creado en 1.970 por un estudiante de diseño de la Universidad de California del Sur, en Estados Unidos. Gary Anderson, creo este símbolo durante un concurso en el primer Día de la Tierra. El diseñador se basó en un círculo de Mobius, una banda descubierta en 1.858 por el astrónomo y matemático August Ferdinand.

Pero ¿qué representa? Este símbolo de tres flechas representa los 3 pasos del reciclaje. Es decir, las 3R de las que hablamos anteriormente.

La palabra reciclaje, pertenece al llamado tercer componente de las 3R: “Reducir, Reutilizar, Reciclar”. Hay casi infinidad de materiales que pueden ser reciclados: papel, cartón, vidrio, metales, plásticos e incluso telas.

Cuando este símbolo se encuentra en algún producto, quiere decir que ese envase es producto de un proceso de reciclaje. Pero, también existen otra cantidad de símbolos que representan al reciclaje y cada uno tiene un motivo diferente. Te mostramos los más usados:

Punto verde: este fue creado en Alemania y su presencia en envases señala que los productos cumplen con la normativa que obliga a las empresas a responsabilizarse por el reciclaje de sus envases o productos.

punto-verde2
tidyman2

Tidyman: seguramente no te suene su nombre, pero al ver la imagen la reconoces. Representa a una figura de un individuo botando la basura en una papelera. Tiene como objetivo, responsabilizar a las personas a deshacerse del residuo en el lugar adecuado.

Los 6 colores del reciclaje

Cada contenedor para reciclaje tiene un color diferente y aunque hoy en día estamos más familiarizados con esto, aun ocurre que no sabemos diferenciarlos del todo. Cabe acotar que esto se hizo con la finalidad de identificar cómo será separado el material que se va a depositar en cada papelera.

Amarillo: este es para los plásticos, los cuales deben estar completamente secos al momento de enviarlos al proceso de reciclado.

Verde: para vidrios, que al igual que los envases plásticos, deben estar correctamente lavados y secos.

Azul: uno de los que más se reconocen, se utiliza este color para los contendores que recolectan papel y cartón.

Gris claro: es usado para los metales.

Rojo: para residuos peligrosos como  pilas, aceites, baterías, etc.

Gris oscuro: es el usado comúnmente debido a que es para los residuos que no tienen uso en el reciclaje.

Otros Colores utilizados

Beige: es para cartones usados en bebidas.

Vino o burdeo: para desechos electrónicos y eléctricos, sin embargo se debe tener en cuenta, que no todo este tipo de producto es reciclable.

Café: usado para residuos orgánicos, estos son compuestos por restos de comida, cáscaras de frutas y verduras, entre otras.

materiales-reciclaje

Qué materiales se pueden reciclar

No todo tipo de material puede servir para reciclar. Por eso aquí te damos una introducción de los tipos de materiales que sí se pueden y cuál es el procedimiento de reciclado.

Plástico: es importante identificar el tipo de plástico, antes de enviarlos a un lugar de reciclaje. No todos los plásticos son reciclables, los que son las botellas PET, envases para alimentos, las tapitas de plástico de las gaseosas y jugos, las sillas y los bidones de agua, pueden ser reciclados.

Es necesario tener en cuenta que si el envase estuvo en contacto con líquido o comida, deben ser lavados y secados.

Vidrio: el vidrio puede ser reciclado de manera industrial, pero también se puede reutilizar frascos o botellas de vidrio. Al igual que otro material, es importante que el vidrio esté limpio, además si tiene alguna etiqueta se le debe quitar. Este puede ser reutilizado o enviado a un centro de reciclaje.

Papel y cartón: hay que tener en cuenta que no todo el tipo de papel y cartón puede reciclarse. Los autoadhesivos, servilletas y los pañuelos descartables, así como el papel fotográfico o de fax, deben ser desechados.

Metal: las latas no son las únicas que pertenecen a este grupo. También se puede reciclar, acero, plomo, cobre o bronce.

Tela: pueden ser totalmente recicladas las telas deshilachadas, ropa llena de agujeros o incluso con manchas. Hay mil maneras de reciclar la ropa vieja, como cortar pedacitos para usarlos en la limpieza del hogar. Y de ser enviada a un centro de reciclaje, debe ser debidamente lavada.

reciclaje-industrial

Reciclaje industrial

El reciclaje industrial está íntimamente ligado a la actividad empresarial. Este método es una alternativa que busca beneficiar al cuidado de nuestro planeta en el entorno de esta actividad. Además, en el sector industrial, el reciclaje busca reducir costos y frenar nuevas producciones de materiales que supongan una amenaza al ambiente.

¿Qué se hace en sí? Es un proceso que cumplen las empresas que están orientadas a recuperar materiales, esto con la finalidad de darles, como bien dijimos, una segunda vida útil. La idea es que se evite su destrucción, o que termine siendo parte de una montaña de desechos contaminantes que afecten tanto el aire, como el agua y el suelo.

Cabe resaltar que aunque las cantidad de desechos que puede generar una industria, son enormes en cantidades, la mayoría de ellos pueden ser reciclados.

¿Cómo se realiza el reciclaje industrial?

Una empresa tiene que pasar por varias etapas para lograr que un material sea completamente reciclado. A esto se le denomina, gestión de residuos.

A continuación te contamos cuáles son los pasos a cumplir:

  • Identificar si el residuo: esto implica que la empresa evalúa la cantidad de residuos que generará una producción. Los mismos se pueden dar durante todo un proceso de fabricación.

  • Prevención de residuos: se busca el ahorro de economía usando envases eficientes, maquinaria útil y operarios que estén al cuidado de todo. La idea es crear menos residuos posibles.

  • Clasificación: en este punto, como su nombre lo dice, la industria debe identificar y clasificar contenedores para así dividir de manera adecuada cada desecho.

  • Transporte: es necesario para transportar la carga.

  • Planta de reciclaje: es el último punto. Es allí a donde serán enviados los residuos para darle una vida útil al producto.

Entonces ¿Cómo funciona una planta de reciclaje?

Se debe tener en cuenta que una planta de reciclaje es una instalación en la cual se procesan materiales para ser reutilizados. Estas están diseñadas para realizar de manera rápida y eficaz la separación de los residuos que allí sean enviados.

En algunas de estas plantas se separa el material por planos, como los papeles y el cartón y los huecos, como las botellas. Para ello, existen maquinarias que reconocen el tipo de material.

10 cosas que puedes reutilizar en el hogar

Si quieres aportar a la sostenibilidad de nuestro planeta, comenzar en casa, es una buena opción. Aquí te ayudamos a diferenciar, qué tipo de materiales puedes reciclar.

vidrio

Vidrio: ¿Te has puesto a pensar cuantos ovejos de vidrio tienes en casa y qué otra utilidad puedes darle? Te contamos que el reciclaje de vidrio ayuda a ahorrar un 50% de energía. Puedes reutilizarlo de varias maneras: como florero, para guardar alimentos u objetos.

latas

Latas: también es posible que en casa acumulemos latas y no sepamos qué hacer con ellas pese a saber que es un material completamente reciclable. Con el reciclaje de 20 latas se usa la energía de fabricación de 1 lata, lo cual es muy beneficioso para evitar la contaminación ambiental.

papel

Papel: Piensa cuánto papel tienes en tu casa sin darle un uso específico. Según estiman, el 30% de la basura es papel. Recordemos que este material es obtenido de la tala de árboles, lo que evidentemente, perjudica a nuestro ambiente.

Botellas de HDPE

Botellas de HDPE: son este tipo de botellas en los que comúnmente vienen los productos de limpieza. Es uno de los materiales más resistentes y más perjudiciales.

plastico pet

Botellas PET: grandes contaminantes en el mundo debido a que no se degradan de forma natural. Serían necesario más de 400 años para que desaparezcan por completo. Por eso es mejor evitar este tipo de envasados.

acero

Acero: las ollas que usamos en nuestra cocina requieren de la extracción de varios minerales y esa actividad impacta al mundo de manera negativa. También contaminan el agua al momento de erosionar en el suelo y ocasionar la pérdida de biodiversidad en la industria minera.

computadoras

Computadoras: lo creas o no estos artefactos son perjudiciales, por lo que sería mejor no desecharlas y entregarlas en un lugar donde puedan ser reutilizadas, o en su defecto, aprovecharla de mejor manera.

carton

Cartón: la cantidad de cajas o contenedores que acumulamos con el tiempo podrían ayudar a salvar el planeta. Por cada tonelada de cartón que se recicle, se ahorrarían alrededor de 3 metros cúbicos de espacios en los basureros.

El Co2 se puede reciclar

Según afirmaron expertos el dióxido de carbono se puede reciclar. Pero, dieron a conocer ideas de cómo esto puede ser posible. Según ellos, la misión es transformar el Co2 que producimos para hacer más viable la economía.

  • Construir edificios: se puede cosechar y cultivar árboles usando Co2 de manera sustentable, para edificar convirtiendo este gas en un producto comercial. Esto, reduciría la demanda de cemento, que es uno de los responsables del efecto invernadero, debido a su proceso de confección.

  • Producir plásticos: el dióxido de carbono puede ser usado para la creación de productos plásticos resistentes. Según indicaron, más del 60% de los plásticos tienen diferentes aplicaciones, más allá de la industria de envoltorios. Asimismo, el plástico fabricado a base de Co2 podría reemplazar a los usados en la actualidad, que son fabricados con combustibles fósiles.

  • Fabricación de fertilizantes y combustible: en muchos procesos químicos, el Co2 puede ser usado como materia prima, lo que tendría resultados potenciales en la producción de combustibles de hidrocarburo y fertilizantes. La gasolina puede producirse a base de metanol, y pese a ser un proceso costoso, podría ser muy valiosa.

  • Rendimiento de cultivos: la utilización de Co2 es usada de forma natural en la tierra para mejorar los cultivos.

  • Extracción de petróleo: se usa el Co2 en la inyección de pozos petroleros para incrementar el crudo recuperado.

Reciclaje en Chile: se genera más de 1kg al día de residuos por habitante

En mayo de 2021, el Informe del Estado del Medio Ambiente, anunció que el 45% de residuos domiciliarios se concentra en la ciudad de Santiago de Chile. Según este informe, en 2018, se generó un total de 19.6 millones de toneladas de residuos sólidos al año, de estos, el 53% es de origen industrial.

Además, el estudio destacó que de estos residuos, donde por habitante se genera 1,3 kilogramos diarios, solo el 10% es enviado a centros de reciclaje. Ante esto, el Ministerio del Medio Ambiente del país sureño, propuso siete metas para ser alcanzadas hacia el año 2040.

  • Tendencia global para ser un país más sustentable
  • Aumentar el porcentaje de reciclaje de basura por municipio
  • Impulsar el cambio sociocultural en la población.
Abrir chat
Haz click para que conversemos
¡Hola, bienvenido a Gasex!
¿En qué podemos ayudarle?