Tipos de soldadura más utilizados en la industria

Los tipos de soldadura en el amplio mundo de la industria determinarán el acabado que se desea en la unión de dos metales por la acción del calor, sin depender de un material metálico nuevo o no. La soldadura electrónica y la oxiacetilénica son unas de ellas. En este artículo podrás aprender para qué y cómo se utiliza cada una.

La mayoría de los tipos de soldadura utilizan calor extremo para conseguir que se derritan los materiales  y lograr su unión de forma “sencilla”. No obstante, también existen otras alternativas como la soldadura en estado sólido de materiales.

 

Este artículo también te interesa: Ventajas del gas co2 para soldar con métodos MIG/MAG

 

 

Soldadura blanda y fuerte, algunos de los tipos de soldadura

 

Mientras que la soldadura blanda alcanza apenas una temperatura de 400 oC., la fuerte puede duplicarla hasta los 800 oC

 


Entre los tipos de soldadura encontramos, en primer lugar, dos de las más básicas. La soldadura blanda es de tipo heterogénea y se realiza a una temperatura  por debajo de los 400 °C. El material metálico de aportación empleado es una aleación de estaño y plomo, que funde a 230 oC aproximadamente.

Por otra parte, la soldadura fuerte aunque es similar a la blanda, se alcanza a temperaturas de hasta 800 °C. Como metal de aportación se suelen usar aleaciones de plata, y estaño (conocida como soldadura de plata); o de cobre y zinc.

 

Este artículo también te va a interesar: Aporte en la soldadura, sus tipos y funciones

 

Soldadura  oxiacetilénica

 


La oxiacetilénica también entra entre los tipos de soldadura. Su aplicación se ubica principalmente en láminas de acero o hierro y se usa en construcción, en la industria naval y en la automovilística.

Esta soldadura de tipo homogénea  y alcanza una temperatura mayor a los 3.000ºC, debido a las propiedades que el acetileno le brinda.  La soldadura oxiacetilénica es la forma más difundida de soldadura autógena. Y no es necesario aporte de material. Además, puede realizarse con material de aportación de la misma naturaleza que la del material base.

 

Soldadura por resistencia eléctrica

Otro de los tipos de soldadura es la denominada por resistencia eléctrica. Esta es la que, sin duda, tiene más importancia dentro de la industria moderna en especial en la chapa fina.  Se emplea en la fabricación de carrocerías de automóviles, electrodomésticos y en la industria eléctrica y de juguetería.

La temperatura de las partes a unir y del metal de aporte en este tipo de soldadura se puede lograr por medio de resistencia a la corriente (puntos), por inducción (costura) o por arco eléctrico. En los tres métodos el calentamiento se da por el paso de la corriente entre las piezas metálicas a unir.

En ese sentido, la también conocida como soldadura con estaño se ubica dentro de las soldaduras blandas, debido a que su fundición puede ocurrir con temperaturas de al menos de 200ºC. Esta  soldadura se utiliza frecuentemente  en electrónica. Por ello, la función de la soldadura electrónica consiste en fijar los componentes entre sí o sobre `lacas de circuito impreso y, sobre todo, asegurar su perfecto contacto eléctrico.

Por lo general, la soldadura electrónica trabaja para unir metales como cobre, latón o hierro. Además, utiliza también de aportación que es el estaño, con el fin de procurar una continuidad eléctrica entre los metales que se van a unir.

 

Puede que también te interese leer: Equipos de soldadura según su fuente de corriente o energía

 

 

 

 

Comparte este post


Abrir chat
Haz click para que conversemos
¡Hola, bienvenido a Gasex!
¿En qué podemos ayudarle?